http://www.cvradio.es/wp-content/uploads/2017/01/Pegando-la-hebra-web.png

EN DIRECTO 17:00 – 19:00

Pegando la Hebra (Reposición)

CVRADIO ON-LINE

Pegando la Hebra (08/02/18)

Hoy en ‘Pegando la Hebra’

En el programa de hoy, amigo oyente, tres grandes contadores de historias, tres supervivientes, que han llenado de oxígeno, miedo, humo y poesía nuestros pulmones culturales, para tener valor de asomarnos a las simas y las cimas que la literatura dispone y que Celia, Ángeles y María Vicenta nos proponen. Miguel Ángel Tobías, la aventura extrema, “Y la muerte caminó a mi lado. Era cuestión de horas, pero pedí ayuda y se me concedió… casualidad, Dios, suerte…”; Alfonso Mateo Sagasta, artesano de la historia, la literatura y la madera; y Ferrán Garrido, un periodista de raza, valenciano, corresponsal de guerra, con alma de poeta.

Miguel Ángel Tobías, creador de Españoles por el mundo, arrancó el programa descerrajando un titular: —Estoy aquí de milagro, pero de un milagro de verdad. Estando de vacaciones con dos amigos en Perú, decidieron acometer la ascensión del Chachani, sin preparación ni equipo, —es decir, una estupidez. Una vez en el campamento base, afectados por el mal de altura y con un taquicardia brutal, tomó la decisión de marcharse. —El instinto de supervivencia me llevo a huir de la muerte, aunque sabía que me encaminaba a otra muerte segura. Miguel Ángel nos cuenta su epopeya con cierta gravedad, consciente de que necesita transmitirnos a todos su experiencia —Yo ya no debería haber vivido esa noche, porque me dormí dos veces, pero una mano me tocó la cara y me despertó, de haberme dormido, me hubiera muerto.

Lleva un reloj enorme, -quizá porque para luchar por la vida tuvo que romper el suyo-; una pulsera con motivos quechuas; jersey de cuello alto y barba de explorador. Un gesto me llama la atención, apoya su dedo índice, a menudo en la sien, —Tuve que despedirme de la vida, pensando en mi familia, y la acepté… pensé en Dios, la amistad, el amor”. La conclusión: Todos llevamos un guerrero dentro y yo invoqué al mío. He contado esta historia con fines benéficos –“Renacer en los Andes”- porque estoy convencido que desde el medio audiovisual podemos cambiar el mundo, quizá ahora estamos cambiando el mundo”. La moraleja de Tobías: Jamás debemos dejar de luchar, incluso cuando todo está en contra.

En AMADA MÚSICA repasamos las canciones que vinculan al equipo de Pegando la Hebra con Valencia y a nuestra niñez. Ángeles Pavía eligió el mítico Sobreviviré de Gloria Gaynor, porque es casi un himno para ella; Juanmi, no puede explicar por qué ha elegido el Samba pa ti de Carlos Santana, quizá porque no necesita explicación: —Son dos razones que no se conocen entre sí; Celia Corrons con el Sunday morning de Velvet Underground, que le trae una paz, quizá perdida, quizá reencontrada, y a María Vicenta Porcar, la mañana de Carnaval, de Astrud Gilberto, azul la mañana es azul… —me recuerda la primera vez, con ocho añitos, que pisó un estudio de radio.

Alfonso Mateo Sagasta es un regalo de personaje. Aparece en el estudio con una descarga de humor: —Yo soy un carpintero, al lado de Miguel Ángel, lo mío no tiene mérito. Nos conquista con la humildad de un artesano universal. Historiador, antropólogo, librero, carpintero, llegó a la literatura casi a los cuarenta, pero consiguiendo varios premios con sus novelas históricas de ficción. De la mano de Juan mi Aguilera, hoy nos presentó su última novela, “La mala hoja”. Nuestra directora le pregunta por qué “La mala hoja”, esperando una explicación sobre la ceremonia de fumarse un puro entre dos amigos, que es la sinopsis del libro, sin embargo, la sagacidad de Mateo en el título es un giro en la propia trama de este programa: —No, María Vicenta, no tiene nada que ver con el tabaco, en Cuba se les llama mala hoja a los que no saben hacer el amor”. Mateo despierta la sonrisa en las neuronas, y capta la atención con datos históricos relevantes: —La industrialización de la esclavitud es desgraciadamente una aportación a la historia universal. Luce perilla de chivo, gafas redondas montadas al aire barojiano, y frente despejada con final en melena que se rebela contra su look decimonónico. Por su verbo y su tono, podría hacer callar a los tertulianos inmortales del Café Gijón, pero hoy hemos tenido el placer de disfrutarlo aquí.

Ferrán Garrido es la cara que nos salta a los telediarios del centro territorial de Televisión Española en Valencia, pero se nos revela como intelectual –amigo de Luis Rosales-, periodista de guerra –vivió el infierno de la guerra de los Balcanes- y reivindica sus pasiones, literatura y periodismo: — ¡Cuántos grandes escritores ha dado el periodismo, pero cuantos escritores se han ahogado en él! Ferrán nos sorprende con una sustanciosa anécdota: Su mujer y un amigo le publicaron a escondidas, su primer poemario, que fue a presentar el acto sin saber que él era el autor de “Ausencia habitada”. Ferrán es un superviviente, pero no se emociona al hablar de sus viajes y los peligros que ha corrido en Sarajevo. Se emociona al nombrar a la prologuista de su último libro, “Reflejos”, que presentó ayer en el Ateneo, donde le aclamaron quinientas personas: “Lo mejor del libro es Carmen Amoraga, que es mi amiga, sobre todo”.

En las redes sociales empezaron a llamarme “El poeta de la imagen”, porque cada poema lo ilustra con una foto. Me pregunto si quizá sea al revés. Lo bien cierto es que Ferrán es un comunicador nato, hace pedagogía con sus manos, y sus cejas cuentan historias. Nos conmueve con el relato de su compromiso con la libertad, retransmitiendo en directo el cierre de la Televisión Valenciana, y ahí surgió un poema “y espero a cada hora tus palabras, y solo escucho a cada hora tus silencios… “Ferrán no para de darnos titulares, como su relación con el poeta Luis Rosales, “Él me enseñó a amar a García Lorca, y la verdad sobre su vida y su muerte”. Toda una revelación este escritor, una delicia nutrirse de su curiosidad.

Tres verdades, tres honestos escritores, tres supervivientes. Si no escuchaste el programa, no te lo pierdas.

Escucha todos los programas de ‘Pegando la Hebra’:

COMPÁRTENOS EN:
NO HAY COMENTARIOS

ESCRIBE UN COMENTARIO